A veces cuando ves en Facebook fotos de otras personas sonrientes y que todo les va fenomenal, te preguntas:
¿Soy yo el único que ha tenido un día de perros? ☺

Sientes que los demás avanzan mucho y tú, muy poco.